Sin categoría

Carta a mi hija uruguaya

San Félix, 25 de mayo de 2017

Querida hija:

Anoche tuve un sueño revelador. Soñaba que me decían ha muerto un ángel. Y tú espíritu se elevaba. Cierto hija, ya no estás en Buceo, estás en un Cielo más eterno en el que ni yo tengo entrada. Porque tú un ángel puro, con ganas de vivir, con la alegría de vivir, solo puede entrar al paraíso Celestial. Creo y definitivamente estoy convencida de eso, que tu cuerpo está incorruptible. Causará un gran revuelo en Uruguay, y querrán conocerme. El Hospital Inglés, quien me dijo que tenía una enfermedad crónica y que por eso no me aseguraba, les podré decir que estoy sana  y a la Asociación Española querrán disculparse por no haber luchado por tu vida. Porque una niña de seis meses, no se le quita el respirador, se lucha por su vida, hasta el final, no se augura su muerte. Se concentraron en una epilepsia inexistente, una epilepsia producto de la ansiedad que habitaba en mi y de la mala programación a la que fui sometida desde niña. Tu llanto me produce una dulce nostalgia así que no pensaré más en el porque no es una ancla positiva como pensé en algún momentos. Es una ancla melancólica y aunque en la melancolía también hay felicidad no quiero perder el equilibrio que trajiste a mi vida. Te amo mucho María Rosa. Naciste en una primavera hermosa, en una mañana hermosa, en un parto hermoso. Como se abren las rosas a la primavera. Con el olor de los niños naciente. Tu abuelita te vistió de rojo como se visten las rosas rojas. Así hija, todo en ti, es pura poesía saturado del más bello amor. Eres mi Rosa más hermosa. La Rosa más hermosa de Montevideo. Eres la uruguayita más bella que haya nacido en todo Montevideo, porque tu espiritu es más grande y más trascendente que el de tu madre. Me has superado hija mía. Los hijos deben superar a sus padres. Esa es la gracia ser padres. Me siento muy orgullosa de ti. Quisiera decirle a los representantes del Pueblo uruguayo que están sentados en esos banquillos pensando como hacerle frente a la izquierda, que el cambio comienza por ellos. ¿Qué están haciendo por Uruguay? ¿Porqué tus compatriotas están inmigrando? Si, Uruguay una tierra tan bondadosa, porque no la aman y luchan por ella, en vez de pensar como deshacerse de la izquierda, accionar en bienestar de quienes los eligieron. Definitivamente tu me darás la dicha de hablarles a ese parlamento dormitando, y una vez que lo haga se que habrá muchos cambios en esa Uruguay bondadosa pero llena de cavilaciones. Yo amé Uruguay hija mía, tanto como que naciera allí y que fuera tu tierra natal. Y allí te dejé. Creo que harás cosas grandes allí. Uruguay es una tacita de plata sin pulir. Una vez pulida empezará a brillar y saldrán poetas y artistas como Juana, Mario, Torres García, Páez Vilaró, Horacio Quiroga, Gardel, Couture mi maestro en el Derecho, y otros tantos más que estoy segura de que se me escapan de mi pluma en este momento. Creo que también escribirán sobre ti María Rosa, porque tu estás destinada para los grandes acontecimientos. Tarde o temprano nos volveremos a ver para seguir amándonos como dice la canción. Hasta siempre hija mía. Te dejó descansar en paz. Sigue tu camino que yo seguiré el mío. Tu muerte no ha sido en vano. Eres la inspiración más grande y mi mejor creación. Este es un modesto blog hija mía, pero sabes que desde el fondo de mi alma, y desde el amor profundo que te tengo estas palabras llegan a donde tu estés. Te ama. Por siempre tuya.

Tu madre.

Karem

Postdata: Debí ponerte Jazmín, porque los jazmines tienen un olor que impregnan la vida. Igual para mi tu representas la primavera más hermosa.IMG-20170514-WA0003

14 comentarios en “Carta a mi hija uruguaya”

  1. Un pasaje tan personal se hace universal por las leyes del amor y del dolor. Abre su pecho germina una flor, la más bella ciertamente, porque está hecha de todos los materiales galácticos del amor. Grande, muy grande, tanto así que aunque nazcan​ mil poetas de esa tacita de plata, faltarán mil más para escribir y cantar, la gracia de su rojo andar de corazón hecho de pétalos.

    Le gusta a 1 persona

  2. Increíblemente conmovedor. Cada vez que leo este tipo de textos se me caen las lágrimas… la vida​no es justa pero eso no quiere decir que deba ser así. Las conciencias despertarán y, juntos a los jazmines, representarán a la vida
    ¡Un abrazo muyy fuerte!

    Me gusta

    1. Cuando escribi esta carta lo hice deade mi espiritu. Y fue bastante dificil. Pero algo me decia que tenia que soltarlo y asi lo hice en un mar de llanto. Lo solte en el blog porque senti que alli tendria compañeros que soliviantaria mi dolor.Siento que mi hija queria vivir pero a la vez vino a despertar como dices mi conciencia y a hacer lo que queria con mi vida que era escribir. Habia vivido una vida de dolor y sacrificio y este año dije basta. Mi hija me alineo en ello. Mi hija fue mi pequeño milagro y sigue haciendo milagros. Espero muy pronto cultivar jazmines que traigan esa alegria de ser mama. Un sincero abrazo y mil gracias por identificarte con mi texto. Y si la vida es justa y te da justo lo que te tiene que te dar

      Le gusta a 2 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s